Cómo navegar con niños.

Si hay una experiencia totalmente satisfactoria con la que disfrutar en familia, esa es la de navegar, especialmente con niños o bebés. Pero desde RUMBO 360° en Altea como expertos en el alquiler de embarcaciones, sabemos que hay que tener en cuenta unos determinados aspectos para que los niños disfruten y tú estés totalmente seguro y relajado disfrutando de una jornada agradable.

 

Lo primero que hay que tener en cuenta, es que para los niños navegar tiene que ser una experiencia divertida y que subir a un barco se viva como una aventura. En RUMBO 360° en Altea recomendamos planificar perfectamente la salida en barco, evitando contratiempos, puesto que eso los niños lo notarán y pueden ponerse nerviosos. Para una buena planificación, es importante analizar todos estos puntos:

  • La meteorología. Debes tener comprobado todos los partes y avisos meteorológicos para que todo transcurra con tranquilidad. Ante la más mínima duda de mal tiempo o que el estado de la mar no sea la adecuada, te recomendamos dejar la experiencia para otro día.
  • Trazar una buena ruta. Es importante saber la ruta que quieres hacer, teniendo en cuenta las paradas que puedas hacer para que los niños puedan disfrutar, ya sea bajando a tierra o para dar el salto al agua con seguridad de que la zona es perfecta para hacerlo. A su vez, desde RUMBO 360° en Altea te aconsejamos que tengas previstos algunos puntos estratégicos donde poder parar en caso de imprevistos durante la travesía. En la medida de lo posible, la jornada no debe ser muy larga, porque corres el peligro de que los niños se aburran.
  • Prepara actividades de entretenimiento para que esto no ocurra y los niños estén entretenidos, mediante juegos y una cosa que funciona muy bien es la de hablarles de las tareas que conlleva la navegación, haciéndoles partícipes en alguna maniobra “sencilla”. Te aseguramos que estarán entusiasmados.
  • Revisa todos los sistemas de seguridad e infórmales de cómo se utilizan en el caso de tener que utilizarlos, sobre todo los chalecos salvavidas. Desde RUMBO 360° en Altea te aconsejamos que deben ser adecuados a su peso y edad, para garantizar su efectividad. Además, sin alarmar a nadie, a modo de cuento, hay que explicarles cómo actuar en el caso de que haya algún imprevisto.
  • Evidentemente, los niños deben estar siempre supervisados y vigilados por un adulto. Son niños y la pueden liar en un corto periodo de tiempo. Más vale prevenir que lamentar.
  • Llévate todo lo necesario y tenlo a mano. Todo el mundo sabe que salir con niños, supone llevar un montón de cosas detrás, para su cuidado, su entretenimiento, su alimentación…

Es importante que no les falte de nada, sobre todo hidratación y algo que picotear para evitar mareos y malestar.

  • En esta época del año no es necesario, pero si lo haces en verano, protégelos del sol con crema solar y habilita zonas de sombra en el barco.
  • En el caso de que haya algún bebé, no hay edad mínima, existen chalecos a partir de 3kg, por lo que perfectamente puede vivir su primera experiencia náutica desde pequeñito. Eso sí, tendrás que

llevar para su comodidad una gran cantidad de cosas, desde pañales, biberones, ropa de cambio, sillita, juguetes…

 

En RUMBO 360° en Altea sabemos que navegar con niños siempre es una gran aventura, así que contacta con nosotros y te lo pondremos facilísimo.